Saltar al contenido

Más en DLAN: Nuestras Traducciones | Otras Traducciones | Mods y modding | Revisiones y Guías | Videojuegos | Arte | Literatura | Rol y Rol por foro e IRC | Mapa de la web
Foto

La casa de cristal / Charles Stross


  • Por favor, ingresa para responder
6 respuestas al tema

Encuesta: La casa de cristal

¿Qué valoración le darías a La casa de cristal?

No puedes ver el resultado hasta que hayas votado. Por favor, ingresa, vota y ve los resultados.
Votar Los invitados no pueden votar.

#1 Rhaenys

Rhaenys

    Wanted - $$$

  • Moderador
  • 1571 posts

Posteado 31 January 2009 - 09:56 PM

LA CASA DE CRISTAL

Imagen posteada



Autor: Charles Stross
Género: Ciencia Ficción

Año de la Primera Edición: 2006

Nominado al Premio Hugo 2007

El libro elegido para el debate de este mes es otro título de ciencia ficción, con el que exploramos esta vez el universo cyberpunk: un subgénero de la ciencia ficción originado en la década de los 80 y que sigue siendo explorado hoy en día por un buen número de autores. En el cyberpunk, la cibernética y la genética están intimamente ligadas, y los hackers y las IA tienen un papel estrella (para visualizar algunos ejemplos de este género, podéis acudir a las películas seleccionadas en la Filmoteca DLan).

La casa de cristal es un título muy reciente y que profundiza en el escenario creado por su autor en anteriores novelas, si bien se puede leer de forma completamente independiente. En él nos vamos a encontrar en un futuro "post-Aceleración", siglo 27, donde los post-humanos han trascendido la mortalidad y conceptos tan básicos como el género y la raza. La trama nos sumergirá en una intriga donde el protagonista, que ha sufrido una excisión de su memoria, debe enfrentarse ahora a un pasado que le persigue.

¡No os lo perdáis!

#2 palafoxx

palafoxx

    Restless One

  • Staff inactivo
  • PipPipPipPipPip
  • 3485 posts

Posteado 08 February 2009 - 11:21 PM

Bien, esta vez me toca abrir el comentario sobre el libro del mes pasado. Un buen libro, entretenido y a veces sorprendente. Ha sido toda una sorpresa. La verdad es que no conozco apenas nada del ciberpunk. Lamento no haber leído Neuromancer, que sé que fue la novela que dio realmente un sustento a todo este subgénero de la ciencia ficción. Es un supuesto inquietante pero no podemos decir que no pueda existir, ya que si nos hubiéramos puesto a pensar antes de Internet en Internet, supongo que tampoco nos lo hubiéramos creído del todo.

Lo cierto es que solamente me di cuenta de que el libro iba de ciberpunk cuando ya llevaba unos cuantos capítulos. La puesta en escena de un siglo 27 en donde la identidad lo domina todo y uno cambia de sexo, de persona, de apariencia y de todo, sin padecer por ello problemas específicos es ciertamente curiosa. Cuando el libro se centra en la inclusión del protagonista en el espacio que luego denominan "la casa de cristal": un experimento para ver como se comportan unos seres de ese siglo en un entorno del siglo XX, lo cierto es que pensé que el argumento se iba a centrar en todos los tópicos habidos y por haber de alguien del futuro que se retrotrae al pasado, pero, me equivoqué.

Y fue una equivocación agradable, porque el libro, en determinados momentos, sorprende y afortunadamente lo hace para mejorar. Sin intentar destapar demasiado la trama (por si alguno más se anima a leerlo), son interesantes los giros argumentales que esos cambios de identidad, producen en los personajes. Cuando empieza el relato, los protagonistas están apenas esbozados, pero la trama se va desenredando bastante bien y al menos a mí, me interesó hasta el final. Las pegas vienen porque el lenguaje del mundo ciberpunk se hace tedioso y algunos conceptos, cuestan de digerir. Supongo que los entusiastas del género lo encontrarán de lo más natural, pero al profano (y yo me considero un profano avanzado) se le puede indigestar un tanto el lenguaje técnico, por no decir ya los mismos conceptos de las redes, portales y todo lo demás.

Y lo más sorprendente de todo es que en un mundo se supone tan deshumanizado, se nos dice que el amor es algo tan intenso y tan valioso, que es capaz de hacer cambiar a unos seres, que por otra parte, pueden ser cualquier cosa, pero que no han dejado de lado la capacidad de amar. El autor no ha querido liar la cosa, pero me da la sensación de que si uno puede tener cuatro brazos y ser del sexo que quiera y ni siquiera ser un humano convencional, el tema de que uno sea de un sexo u otro y de que se atraiga, debería de ser bastante menos evidente. Vaya, que si la reproducción ya no utiliza esos métodos animales de apareamiento, hay que pensar que el sexo del siglo 27 debería ser inconcebible para unas mentalidades tan atrasadas como las nuestras (y esperemos que mucho mejor que el actual)... pero era mucho más fácil dejar algún tema principal como inamovible. Cuesta mucho menos identificarse con unos personajes que tienen comportamientos que nos son conocidos, y lo que se ha dejado como algo convencional ha sido eso... el amor como fuerza y como motor que anima a los personajes a superarse. Nada nuevo por otra parte. Puede que eso sea verdad en el siglo 27 pero a un escéptico como yo le cuesta mucho creérselo.

Como es un libro que entretiene y consigue hacer pensar y pasar un buen rato y aceptablemente escrito, le he dado ese notable alto. Un libro recomendable si no te aburren un poco los tecnicismos.

SaluDTsss

restlesstiny3gd.jpg    Inmortalidad es sólo una palabra. Todo lo que existe puede morir. Cada ente viviente tiene un arma contra la que no tiene defensa. Tiempo. Enfermedad. Hierro. Culpa


#3 Rhaenys

Rhaenys

    Wanted - $$$

  • Moderador
  • 1571 posts

Posteado 16 February 2009 - 09:04 PM

Me alegro de que te haya gustado el libro, y debo decir que coincido contigo en gran medida en cuanto a tus apreciaciones. Como has intentado no "destripar" mucho la trama, yo tampoco lo haré... y desde luego, me gustaría recomendar a todos aquellos fans de la sci-fi a los que el cyberpunk pueda interesar mínimamente, a que lean esta novela que ciertamente sorprende y entretiene a partes iguales.

Para empezar, y si alguien se dispone a coger el libro sin tener ni idea de qué va, y sin haber leído previamente a Stross, le aconsejaría que no se deje desmoralizar por los primeros capítulos... que pueden ser realmente mareantes, con la jerga técnica que maneja aquí Mr. Stross. Yo sentí la necesidad imperiosa de manejar un glosario, o de conocer unos antecedentes a lo que me estaban contando, algo que me explicase qué leches son las puertas A y las puertas T entre otras muchas cosas. Afortunadamente, en cuanto entran en la casa de cristal la jerga disminuye un poco, aunque no nos abandona nunca, porque efectivamente no se trata de contarnos lo que unos seres del siglo 27 hacen en un entorno del siglo 20 (no sólo eso, en todo caso), sino el por qué de la casa de cristal y del supuesto experimento psicosocial que poco a poco va desvelando una trama mucho más tenebrosa.

Yo sí que leí hace poco Neuromante, y me pareció complejo, pero hay que decir que frente a La casa de cristal su complejidad palidece. Lo cual tampoco es extraño, puesto que Neuromante fue escrito en 1984, hace más de 20 años. El cyberpunk ha evolucionado, obviamente, y maneja conceptos y escenarios cada vez más alejados del presente, y dificilmente asumibles e imaginables. Es difícil comprender, empatizar con unos personajes tan alejados tecnológica y culturalmente de nosotros, razón por la cuál entiendo que no los dibuja absolutamente "deshumanizados", como apunta Pala: siguen teniendo cuerpos humanos (a veces), siguen teniendo relaciones sexuales "clásicas", incluso tienen hijos (no sabemos cómo, si también salen de una puerta A o es por reproducción in vitro "a la antigua" ???).

Pese a esa posible confusión provocada por los tecnicismos de los que hace gala el libro, la trama, como ya ha dicho Pala, es rica, tiene giros sorprendentes y entretiene hasta un final que, sin ser la bomba, creo que es bastante satisfactorio. Para mi gusto, recomendable. Le he puesto notable.

Con respecto a lo que dices del amor como motor de cambio y de superación, modulador de las acciones humanas. Será que yo no soy una escéptica, pero eso en concreto no me parece ilusorio. ¿Hemos cambiado tanto en siete siglos? ¿La gente del siglo XIII, incluso la del siglo III a.C., se movía por estímulos completamente distintos a los de ahora? Ya no hablo sólo del amor sino de todos los sentimientos: el odio, el rencor, la envidia, el orgullo, las ansias de poder, la compasión. Todo eso ha existido desde que existe el hombre, y dudo que vaya a cambiar. Aunque, cuando tu cerebro pasa por una gelatina azul a través de una terminal que lo descompone a nivel atómico y lo vuelve a reconstruir en otra forma física completamente distinta... bueno, me podría creer que para las emociones humanas eso pueda tener alguna consecuencia trágica ???

#4 Darsha

Darsha

    Antediluvian

  • Miembro DLAN
  • PipPipPipPipPip
  • 1374 posts

Posteado 01 March 2009 - 02:23 AM

¡Ajá! ¡Los bibliotecarios! Ése sí es un gremio subversivo, y no el de los terroristas suicidas, ni el de las folclóricas jubiladas. Michael Moore ya avisó en su libro: Estúpidos hombres blancos, cuando escribió:

"«¡Malditos bibliotecarios!» Dios los bendiga. No debería sorprender a nadie que los bibliotecarios fueran la vanguardia de la ofensiva. Mucha gente los ve como ratoncitos maniáticos obsesionados con imponer silencio a todo el mundo, pero en realidad lo hacen porque están concentrados tramando la revolución a la chita callando. Se les paga una mierda, se les recorta la jornada y sus subsidios y se pasan el día recomponiendo los viejos libros maltrechos que rellenan sus estantes. ¡Claro que fue una bibliotecaria la que acudió a mi ayuda! Fue una prueba más del revuelo que puede provocar una persona.”

Por si alguien cree que exagero... diré solamente que Mao Zedong comenzó siendo auxiliar de biblioteca en la Universidad...

Si alguien lee esto, sin haberse topado con el libro aún, no entenderá nada. El/la protagonista es una bibliotecaria aburrida en un pueblo perdido a trillones de kilómetros y años de todo lo conocido... tan perdidos andan en ese pueblo, que los libros se catalogan cuando los usuarios devuelven los préstamos, y no a la inversa, como se ha hecho de toda la vida de Dios, en todo el mundo civilizado. No digo esto por ponerme en plan pejiguera, pero es que me chocó un tanto el error de traducción, o de concepto del autor sobre la profesión en la que descansa la trama. Aunque, Stross si anda más fino al descubrirnos que los bibliotecarios esconden Puertas A en sus sótanos, capaces de generar cualquier cosa que se les pase por sus taimadas mentes: desde cuadernos para hacer sudokus, a máquinas de café, sin olvidarnos de la materia prima necesaria para mi último quehacer: la papiroflexia.

Entro en el libro. Estoy de acuerdo con Rhaenys en que el principio desquicia un poco, al lanzarnos de golpe al ruedo de un mundo imposible para nosotros con Puertas A y Puertas T de infinitas posibilidades, con duelos de espada, mujeres araña, resurrecciones constantes... Aún así, me mantuve sereno, y gracias al aliento de la Moderadora Neverwintera, seguí avanzando páginas. No obstante, durante todo el libro me fastidió un poco la división temporal hecha por el autor con gigasegundos y gaitas, que no me facilitaron mucho el situarme en cada momento en el contexto adecuado. Por otro lado, me sorprendió, y mucho, la facilidad con que las mentes del futuro se adaptan a las ventajas e inconvenientes de poseer un cuerpo de distinto género al suyo. La verdad es que me resultó un tema singular, me llamó la atención. A continuación entramos en una fase de transición, a mitad de camino de las comedias costumbristas, con críticas a las típicas sociedades norteamericanas de los pueblos pequeños del Medio Oeste. Ésos en los que todos se conocen y viven felices en perfecta endogamia, pero que disparan a matar al primer tipo con greñas que aparece por la carretera. Esta parte tiene gracia, aunque por suerte el libro no se entretiene mucho en ella, y pronto se desvía por otros derroteros. La parte central se concentra en el experimento a lo Gran Hermano que da título al libro, y a los medios empleados para desbaratar los planes a los popes del lugar. Debo decir que no me gustó la forma brusca de concluir la revolución, con un tajo hecho con sólo tres palabras. Por otro lado, no veo claro que el libro se dedique en cuerpo y alma a la descripción de la personalidad paranoica de la protagonista, dejando planos al resto de los personajes principales. El caso de Sam es el más evidente, ya que parece un personaje de cartón piedra, a pesar del trasfondo que se le supone.

Lo cierto es que no encuentro demasiados elementos reseñables en el libro... salvo que me gustó mucho, y que disfruté de lo lindo con él. La lectura es muy fluida, los capítulos se suceden como si nada, y no quieres dejarlo sin saber qué sucederá a continuación. En poco tiempo, éste será un libro del que apenas recordaré nada, que no me dejará huella, salvo la impronta de haberme hecho pasar buenos ratos, un regusto agradable aunque desconcertante por lo indeterminado.

La verdad es que no he encontrado demasiados elementos de lo que yo entiendo por Cyberpunk, como en los relatos que he leído de William Gibson, por lo que no estoy seguro de que esta obra en concreto entre dentro de este género o no. En teoría podría estarlo, pero me parece que la trama está demasiado alejada en el tiempo hacia el futuro para que esta sociedad nos resulte reconocible, para que sea un futuro plausible para nosotros. Aunque el género Cyberpunk no está muy bien valorado por los grandes aficionados a la Ciencia Ficción, a los que no se les puede sacar de los años 50 sin que te llamen hereje, para mí: Neuromante, es uno de los mejores libros que he leído en los últimos años.

¡La blasfemia ha sido dicha, caiga sobre mí la plaga de langostas!
Emerson dijo que una biblioteca es un gabinete mágico. En ese gabinete están encantados los mejores espíritus de la humanidad, pero esperan nuestra palabra para salir de su mudez. (J.L. Borges)

El cuento es la literatura del nómada. (J. Cheever)

#5 palafoxx

palafoxx

    Restless One

  • Staff inactivo
  • PipPipPipPipPip
  • 3485 posts

Posteado 06 March 2009 - 02:46 AM

Tras leer vuestros comentarios, lo que sí ha quedado claro es que el libro lo hemos encontrado notable los tres. Siendo como es un libro de temática supuestamente ciberpunk y con bastantes tópicos, es un hecho remarcable.

El mérito, como bien dice Darsha, es que se lee de una manera fluida y la historia, aunque con lagunas y baches, en general, está bien enhebrada, llegando a enganchar hasta la última página que se lee.

Con respecto a lo que dices del amor como motor de cambio y de superación, modulador de las acciones humanas. Será que yo no soy una escéptica, pero eso en concreto no me parece ilusorio. ¿Hemos cambiado tanto en siete siglos? ¿La gente del siglo XIII, incluso la del siglo III a.C., se movía por estímulos completamente distintos a los de ahora? Ya no hablo sólo del amor sino de todos los sentimientos: el odio, el rencor, la envidia, el orgullo, las ansias de poder, la compasión. Todo eso ha existido desde que existe el hombre, y dudo que vaya a cambiar.


Bueno, en ese punto, Rhae, no estoy nada de acuerdo. Los sentimientos, pueden ser esos, pero desde luego, la manera de afrontarlos, no. El amor platónico, el romanticismo, el honor, la galantería, han tenido sus épocas de esplendor, y no se ama como entonces, ni mucho menos. Si nos miramos a nosotros mismos, cada generación ha tenido su acercamiento y su manera de relacionarse. Persisten las parejas, persisten los libros de amor, la poesía. Pero no creo que se haya amado igual. Sería estupendo, pensar que algo como el amor es eterno y que en el siglo 27, la gente tendrá los mismos sentimientos que hoy. Pero si realmente para entonces, en vez de padres y madres, tengamos probetas y alambiques, pues no sé qué decir. Posiblemente, como se apunta en el libro, puedas ponerte un cuerpo ortohumano, pseudohumano o ameboide. Pero se me hace difícil pensar que si en siglos anteriores han habido épocas para expresar el amor, que este perdure cuando ya ni siquiera sirva como motor de reproducción de la especie...

Que para entonces dos seres de sexo opuesto se unan por amor, eso sí que me parece Ciberpunk total XDDD. Sí, soy ESCEPTICO, con mayúsculas hehehe

SaluDTsss

restlesstiny3gd.jpg    Inmortalidad es sólo una palabra. Todo lo que existe puede morir. Cada ente viviente tiene un arma contra la que no tiene defensa. Tiempo. Enfermedad. Hierro. Culpa


#6 Rhaenys

Rhaenys

    Wanted - $$$

  • Moderador
  • 1571 posts

Posteado 08 March 2009 - 11:00 PM

Bueno, en ese punto, Rhae, no estoy nada de acuerdo. Los sentimientos, pueden ser esos, pero desde luego, la manera de afrontarlos, no. El amor platónico, el romanticismo, el honor, la galantería, han tenido sus épocas de esplendor, y no se ama como entonces, ni mucho menos. Si nos miramos a nosotros mismos, cada generación ha tenido su acercamiento y su manera de relacionarse. Persisten las parejas, persisten los libros de amor, la poesía. Pero no creo que se haya amado igual. Sería estupendo, pensar que algo como el amor es eterno y que en el siglo 27, la gente tendrá los mismos sentimientos que hoy. Pero si realmente para entonces, en vez de padres y madres, tengamos probetas y alambiques, pues no sé qué decir. Posiblemente, como se apunta en el libro, puedas ponerte un cuerpo ortohumano, pseudohumano o ameboide. Pero se me hace difícil pensar que si en siglos anteriores han habido épocas para expresar el amor, que este perdure cuando ya ni siquiera sirva como motor de reproducción de la especie...

Que para entonces dos seres de sexo opuesto se unan por amor, eso sí que me parece Ciberpunk total XDDD. Sí, soy ESCEPTICO, con mayúsculas hehehe

SaluDTsss

Bueno, pues yo tampoco estoy nada de acuerdo contigo... en el tema del amor, me refiero ??? Tú mismo me estás diciendo que los sentimientos no han cambiado, sólo la forma de expresarlos. Y ni siquiera estoy completamente de acuerdo en eso. Lo de que haya corrientes o modas ha ocurrido en el pasado y sigue ocurriendo ahora, pero la gente se sigue enamorando exactamente igual. Claro que cambia culturalmente, tampoco hoy la relación de pareja es la misma en un país que en otro, cuanto más si hablamos de siglos de diferencia. Pero tampoco el amor romántico era la tónica general hace dos siglos. De hecho, el amor es mucho más romántico ahora, cuando la gente se casa porque se enamora (aunque luego dure lo que dure). Antes mucha gente se casaba por otro tipo de convencionalismos: por dinero, por status, por obligación, por conveniencia. Ahora somos mucho más libres, para juntarnos y para separarnos después si la cosa no funciona. El matrimonio de por vida no es un valor si las personas dejan de quererse, pero antes no había otra opción "honorable". La galantería es otra cosa, y tiene que ver con el machismo, ni más ni menos. A las mujeres se las trataba deferencialmente porque eran "el sexo débil" (en muchos lugares del mundo y aún hoy así se las sigue considerando).

En cuanto a un futuro de probetas y alambiques, ¿qué crees que hubieran dicho nuestros antepasados del presente? ¿No es esto un panorama poco o nada romántico para la gente del pasado? Contracepción, planificación familiar, divorcios, fecundación de óvulos, familias monoparentales. ¿Y acaso hemos dejado de enamorarnos? No, no creo que eso cambie en el futuro, la verdad ??? Y que conste que no me considero una persona "romántica" en el sentido estricto de la palabra, simplemente creo que es nuestra naturaleza.

#7 Darsha

Darsha

    Antediluvian

  • Miembro DLAN
  • PipPipPipPipPip
  • 1374 posts

Posteado 15 March 2009 - 04:54 AM

En la novela no se habla del amor de una forma reconocible por nosotros, ni siquiera del sexo, con máquinas que pueden estimular hasta límites inimaginables los sentidos, en el que las personas pueden pasar de ser un hombre a una mujer a voluntad, o poseer extremidades de más, que no se me había ocurrido echar de menos hasta ahora. La trama de la obra se sitúa en otro tiempo, con una sociedad fundada con otros valores, y por eso no podemos identificarnos del todo con los protagonistas. Pero, al ingresar en La casa de cristal, Reeve y Sam se encuentran adscritos a los mismos condicionantes que nosotros, con nuestras barreras físicas y sensoriales. Esa limitación es la que hace que caigan de golpe en nuestro siglo XX, y que adopten las formas de relacionarse propias de nuestro tiempo, con sus excelencias y sus contradicciones. Primero, por ser parte de las reglas del experimento, pero luego por su propia adaptación al nuevo contexto, a sus nuevos límites sociales y físicos.

No existe una sola forma de amar, ni aquí, ni ahora. Aún hoy se mantienen en vigor sociedades en los que la poligamia está aceptada, otras con matrimonios concertados desde la niñez, o mujeres maltratadas que defienden que sus maridos las quieren a pesar de todo... El sentimiento amoroso es algo difícil de calibrar, de catalogar, ahora y siempre. El romanticismo ha existido en la literatura desde el principio, pero vivirlo en el día a día, buscarlo como un principio vital, es algo propio de los últimos siglos, donde la libertad de elección ha aumentado. Por esta razón, no me resultó extrañó que Sam y Reeve se enamoraran finalmente, sea esto lo que demonios quiera significar en el siglo XXI o en el XXVII.
Emerson dijo que una biblioteca es un gabinete mágico. En ese gabinete están encantados los mejores espíritus de la humanidad, pero esperan nuestra palabra para salir de su mudez. (J.L. Borges)

El cuento es la literatura del nómada. (J. Cheever)




A Bragol. Tus amigos te echan de menos.